Mantenga sus hábitos saludables en esta temporada navideña

Cuando se trata de nuestra salud, no podemos descuidar en ningún momento los hábitos saludables. Recomendación en Navidad: es mejor menos que más, evitar los excesos en las vacaciones.

Durante las vacaciones, muchos de nosotros estamos tentados a ir por la borda: comer en exceso, gastar en exceso y excedernos. Pero cuando se trata de nuestra salud, menos puede ser mejor que más, especialmente durante el ajetreo de las vacaciones.

Por ejemplo, para evitar el aumento de peso que parece inevitable en esta época del año, intente comer alimentos con menos grasa y azúcar agregado. Menos tiempo de pantalla para niños y adultos también puede ayudar a mantener kilos adicionales a raya, especialmente si ese tiempo se reemplaza con la actividad física.

Como sabemos, debemos evitar acumular kilos de más, evitar el sobrepeso y la obesidad, que aumentan las posibilidades de desarrollar problemas de salud como la diabetes, la presión arterial alta y la enfermedad renal.

Sin vacaciones de su salud

Entonces, ¿cómo puede mantenerse saludable en esta época del año?

No ponga sus hábitos saludables  en vacaciones.

Aquí hay algunos consejos para ayudarlo a mantenerse en el buen camino y guiarlo a un nuevo año saludable.

Plan

  • No vaya a una fiesta con hambre. Consuma un refrigerio saludable antes de irse: una manzana, banano o yogur descremado o sin grasa, por lo que es menos probable que coma en exceso o elija alimentos no saludables más adelante. Si le preocupa no tener opciones de alimentos saludables, lleve un plato saludable para compartir.

Elegir sabiamente

  • Elija las ensaladas, vegetales y frutas picadas, y proteínas magras, como pescado, pollo o pechuga de pavo sin la piel.
  • Trate de evitar aderezos para ensalada, salsas, crema agria y otros ingredientes que puedan agregar azúcar, sal y grasa extra.
  • Seleccione agua, agua con gas o té sin azúcar cuando esté disponible. Si realmente desea una bebida alcohólica, limítese a una.
  • Y si quiere disfrutar de las delicias navideñas, prueba solo una galleta o una pequeña porción de pastel.

Enfocarse en las festividades.

  • En lugar de quedarse cerca de la mesa de comida o el bar, hay que moverse y conocer a alguien nuevo, ponerse al día con amigos o familiares, o participar en juegos de baile o de fiesta.
  • Volver a jugar en familia, retomar actividades recreativas.
  • Sentarse menos, moverse más. Más de 2 horas de ver televisión al día se han relacionado con el sobrepeso y la obesidad. Apague el televisor, la computadora y el teléfono, salga a caminar, juegue a las escondidas o use una pelota de fútbol.
  • Si va de compras o hace diligencias y el tiempo lo permite y es seguro hacerlo, aléjese más lejos de donde se dirige y camine el resto del camino.

Manejar el estrés. 

  • El estrés puede llevarnos a comer en exceso. La actividad física puede ayudar a aliviar el estrés. Incluso si está presionado por el tiempo, saque algo de tiempo para alguna actividad física, así sea poco intensiva. Paseos de 10 minutos en su día ocupado pueden marcar la diferencia.
  • Dormir lo suficiente. No sacrifique el sueño para intentar hacer más cosas. Algunos estudios muestran que la falta de sueño puede aumentar el riesgo de aumento de peso. Los adultos necesitan de 7 a 8 horas de sueño cada noche para mantener la salud.

Por supuesto, habrá tentaciones y retrocesos, pero no se rindas y no mire atrás. Si come en exceso un día, vuelve a la pista el próximo, o tan pronto como pueda.

Busque el apoyo de familiares y amigos si lo requiere; es posible que compartan su objetivo de tener unas vacaciones saludables. Con determinación y apoyo, puede lograr una mejor salud hoy, mañana y de por vida.

***

Fuente consultada: hss.gov

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *